Somos un ministerio cristiano, interdenominacional, cuyo llamamiento es a la propagación del sano y santo evangelio predicado por Jesucristo. Entendemos la dificultad de los tiempos en que vivimos, razón por la cual mantenemos un profundo aprecio por la doctrina bíblica y la enseñanza académica/ teológica de nuestros ministros, líderes y miembros en general. El Reverendo Dr. Jose Manuel Perez, Pastor y fundador de la “Comunidad Misionera Internacional Brillo de Luz” es un celoso maestro y predicador de las sagradas escrituras por mas de treinta años. Nuestro Señor Jesus dijo a sus discípulos: "Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura... " Y les añadió: ” Y estas señales seguirán a los que creen: en mi nombre echaran fuera demonios; hablaran nuevas lenguas; tomaran en las manos serpientes, y si bebieren cosas mortíferas, no les hará daño, sobre los enfermos pondrán sus manos y sanaran"... Marcos 16:15-18... Creemos firmemente que nosotros somos esa nueva generación de sus discípulos a los cuales Dios ha prometido que le seguirán las señales, porque le creemos a El. Jesus dijo también que mayores obras haríamos porque el iba al Padre. Creemos que la Biblia es la Palabra de Dios, la regla INFALIBLE de fe y conducta para conducirnos de la tierra al cielo, y es la revelación suprema de Dios. Hebreos 4:12. Creemos en la santisima Trinidad: Padre, Hijo y Espíritu Santo, las tres personas de Dios. Mateo 28:19. Creemos en la salvación por fe en el Señor Jesus... “Porque no hay otro mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo hombre". Y no es por obras sino solo por fe. "El justo, por la fe...vivirá". Efesios 2:8-9. Creemos en el llamamiento de la Iglesia a ser la sal de la tierra, la luz del mundo para alumbrar las tinieblas con el Evangelio de Vida y de verdad e impartir así el mensaje que transforma los corazones manchados por el pecado. Juan 3:16. Creemos en el poder del Espíritu Santo dado a los primeros cristianos en Hechos 1:8, y de ser fieles testigos de Dios, predicando su Palabra a tiempo y fuera de tiempo. La obra del Espíritu de Cristo no ha cesado, al contrario, en estos últimos tiempos se levantara el Espíritu de la profecía para anunciar al mundo la verdad del Evangelio y para traer una voz profética a las naciones de la tierra, anunciando así que Jesucristo viene a buscar a su iglesia para participar de las bodas del Cordero, anunciado en el libro de Apocalipsis. Esa es nuestra gran esperanza. 1 Tesalonicenses 4:16-17. Creemos en la manifestación de los dones del Espíritu Santo para edificar a la iglesia. 1 Corintios 12. Así como también en la constitución de los 5 ministerios. Efesios 4:11-12. Creemos en el poder de la oración y la intercesión, sabiendo que a través de ella podemos alcanzar las mas grandes bendiciones que podamos anhelar, esto no refiriéndonos a lo material, lo cual fue expresado por el Señor como “lo poco”, es decir, lo verdaderamente importante va mas allá de lo que podemos poseer en este mundo; por lo tanto usamos el termino “bendición” a lo referido en términos generales a lo inherente a la vida del cristiano, al cumplimiento de los planes de Dios para con nosotros y a lo eterno, aspectos estos olvidados hoy por la iglesia moderna. Mateo 7:7-8; Efesios 1:3-4 y 6:10... Creemos en la bienaventurada Esperanza, el Rapto de la Iglesia o Traslado de la misma, termino que consideramos mas apropiado, y hoy mas que nunca estamos mas cerca de este Glorioso acontecimiento. 2 Tesalonicenses 2. Creemos firmemente que somos la generación de discípulos que Dios envía para libertar, sanar, restaurar, fortalecer, atar y desatar en la autoridad de su Palabra, según lo descrito por el profeta Isaias y confirmado en los Evangelios. Isaias 61.